• MB

Disfrutas las verduras en sólo 5 pasos

#veggies #veggieworld #veggietales #mindfuleating #foodporn #sindieta #comerico


No hace falta que entendamos mejor los beneficios de las verduras, esos se conocen bien y se valoran, pero ...


¿por qué comer verduras es un martirio?


Comer verduras es una de las razones por las cuales más personas me visitan en consulta, la mayoría relacionan las verduras con una preparación sin sabor, tipo cocidas, hervidas, super aburridas, y por supuesto les cuesta mucho trabajo comerlas.


Me di a la tarea de investigar un poco más, observando las reacciones y los comentarios alrededor de las verduras. Me sorprendió darme cuenta que para muchos, las verduras siempre han sido un castigo o un requisito para comer algo que se asume como més rico, como pudiera ser un postre.






¡¡Desde pequeños nos han condicionado a odiar las verduras… qué horror!!

Crecí en una familia dónde siempre comí versiones ricas y divertidas de verduras. Desde un lunch con pepinos y jícamas preparados (que por cierto todos querían robarme en el recreo), hasta algo más guisado, pero jamás las comí a fuerza, simples y sin sabor, o con regaños o castigos.


Hoy agradezco infinitamente a mi mamá y mis abuelas que me hicieron tener una sana relación con las verduras, por que no me cuesta y no sufro al comerlas, pero como se que tu podrías estar en ese caso, aquí te van unos consejos super sencillos para restablecer ese placer por las verduras.


5 consejos para disfrutar las verduras


1. Descúbrelas. Típico que decimos: “ yo no como eso, no me gusta”, cuando jamas lo has probado.

Inténtalo, dale un par de oportunidades y si de plano no te gusta, ya tienes todo el derecho de decirles NO


2. Identifica 5 verduras que si te gusten y compra al menos 3 cada que surtas tu refrigerador. Te sugiero que cada que compres cambies las verduras para darle mucha variedad a tu alimentación

Te ayudo un poco, éstas son las 10 verduras que más aman mis pacientes:

1. Zanahoria

2. Brócoli

3. Lechuga

4. Nopales

5. Jitomate

6. Jícama

7. Espinacas

8. Espárragos

9. Calabaza

10. Pepino





3. Combínalas con alimentos que te gusten, no tienes que comerlas solas.


El beneficio en tu cuerpo es el mismo si te comes una lechuga con limón, que si te comes una lechuga con un aderezo delicioso, nueces y frutos secos. Incluso puedes hacer varios aderezos o salsas para comerlas junto con tus verduras






4. Sazónalas. Hazte amiga de las especias, la sal, las hierbas de olor, todos estos sazonadores le dan un sabor y hasta una gran textura a las verduras. Por ejemplo unos chayotes; puedes comerlos al vapor, o bien asarlos sazonando con sal de ajo, oregano, romero y aceite de oliva.


5. Experimenta con diferentes formas de prepararlas; rostizadas, cocidas, asadas, en guisados, en caldos o en sopas. Checa que te gusta más y por ejemplo si las comes asadas o cocidas, no las pongas la fuego mucho tiempo… además de que muchos nutrimentos son sensibles al calor y se esfuman a altas temperaturas, las verduras no tan cocidas son más crujientes y te dan una experiencia en el paladar totalmente diferente. Y por favor, no hagas todas tus verduras al vapor, cocidas o hervidas… te vas a aburrir y las dejaras de comer en algún punto.






Aprende a disfrutarlas al máximo, y acuérdate que el reto es agregar a tu alimentación y a tu cuerpo cosas que te gusten y que den un beneficio a tu salud, no ir quitando cada vez más cosas.

Así que no seamos puristas, y comamos las verduras como nos guste y como nos de la gana, si es con aderezos, con queso, con mantequilla, con huevo, con otras verduras, en caldo o rostizadas, TODO SE VALE mientras lo estés disfrutando


Si tienes dudas escribeme a moxiebalance@gmail.com

26 vistas
This site was designed with the
.com
website builder. Create your website today.
Start Now